EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Foto EFE

UE y Turquía inician cumbre inédita forzada por la crisis de refugiados

Tusk recordó que aproximadamente 1,5 millones de personas han entrado ilegalmente en 2015 en la UE, la mayoría a través de Turquía

29/11/2015 | 04:20 pm


BRUSELAS.- La UE y Turquía iniciaron una cumbre inédita en la que la Unión comprometerá 3.000 millones de euros en apoyo a los refugiados de los campos turcos y aceptará agilizar la liberalización de visados y el proceso de adhesión de Ankara al club comunitario, a cambio de que contenga la llegada de inmigrantes.

«Es un momento importante para la Unión Europea (UE) y estoy seguro también para Turquía. Si el acuerdo ambicioso que vamos a adoptar se implementa plenamente, el 29 de noviembre de 2015 será una fecha crucial en la relación» entre ambas partes, dijo el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, al inicio de la cumbre.

«Hoy es un día histórico en nuestras relaciones. Me gusta la frase de la declaración que se aprobará: revitalizar el proceso de adhesión», señaló por su parte el primer ministro de Turquía, Ahmet Davutoglu.

Tusk recordó que aproximadamente 1,5 millones de personas han entrado ilegalmente en 2015 en la UE, la mayoría a través de Turquía, y de ellas «algunas buscan refugio de la guerra y las persecuciones, otras buscan una vida mejor y unas pocas buscan destruir nuestros valores».

Reiteró que la UE no puede subcontratar su seguridad y la política de inmigración con Turquía, sino que los veintiocho Estados comunitarios y Ankara deben hacer frente a este reto juntos.

La UE reforzará su apoyo a los refugiados en Turquía y la región y junto con Ankara frenará la inmigración irregular, al tiempo que trabajará en las devoluciones y en la lucha contra los traficantes.

La Unión aumentará, además, su respaldo a la liberalización de visados y avanzará en el proceso de adhesión de Turquía.

«A cambio, esperamos ver una reducción inmediata y sustancial de la inmigración irregular llegando a Europa y esperamos del nuevo Gobierno turco que nos asista a la hora de lograr nuestro objetivo común de acercarnos» mutuamente, recalcó Tusk.

Para ello debe hacer «reformas, respetar los estándares más elevados de los derechos humanos y de la libertad de prensa e implementar la hoja de ruta y los parámetros acordados», indicó.

El primer ministro turco calificó la cumbre bilateral, que se celebrará dos veces al año, de «fundamental para, entre otras cosas, «responder a los terremotos geopolíticos» a los que ambas partes se enfrentan.

EFE