EN VIVO DEPORTES



Team Azimut en su recorrido hacia Rosario

Team Azimut a un día de completar el Dakar

La ciudad argentina de Rosario espera por los criollos del Team Azimut

16/01/2016 | 09:17 am


CARACAS-. La Toyota prototipo 357 del Team Azimut, conducida por Nunzio Coffaro y su copiloto Daniel Meneses, recorrió 931km de la etapa 12 desde San Juan a Villa Carlos Paz para estar cada vez más cerca de completar el rally más exigente del mundo, que tendrá su culminación hoy en la ciudad argentina de Rosario.

Con un tiempo de 06:35:40 la dupla venezolana culminó la penúltima etapa del Dakar 2016, que en esta edición pasó por diferentes localidades de Argentina y Bolivia. Luego de la prueba más larga del rally, a través de caminos que se hacían estrechos por la vegetación de lado y lado, Coffaro se ubica en el puesto 30 de la clasificación general.

«Hicimos una ruta muy larga, 300 km de enlace más 480km de especial. Teníamos muchos autos lentos delante de nosotros que no nos dejaban atacar por el polvo que levantaban. A unos 100 km después de la largada, pasamos cerca de 20 autos pero allí detectamos una falla en los frenos delanteros y bajamos la marcha», comentó Coffaro ya en el campamento de Villa Carlos Paz.

Poner en riesgo la integridad del vehículo no ha sido para el Team Azimut una opción. Mucho menos en la penúltima etapa del Dakar. Los camiones T4, los únicos que podrían auxiliar a los competidores en caso de una falla o accidente, no pasarían por esa ruta.

«Teníamos que garantizar la culminación de la prueba. A partir del kilómetro 100 y hasta el kilómetro 400 fuimos a un 80% de nuestras capacidades, todo para proteger la mecánica del auto. Este 16 de enero estaremos en Rosario», enfatizó.

Novatos Ferraz y Del Villar quedaron muy cerca de completar el sueño

Mientras que para la otra dupla del Team Azimut de Ferraz-Del Villar llegar a la meta se hizo complejo. Luego de dos días de competencia continua, sin comer ni dormir bien, los novatos debieron abandonar en la etapa 12 a causa de un daño irreparable en el motor de su vehículo 361.

«Pienso en toda la gente que trabajó arduamente para que nosotros llegáramos hasta aquí, mecánicos, logística, e inevitablemente siento una tristeza profunda -reflexiona Ferraz- Pero nadie dirá que no hicimos todo por llegar a la meta».

Sin dudas que esta edición del Dakar ha sido más exigente de lo esperado para los criollos y otros competidores, una suma de rutas muy complejas y problemas mecánicos, impidieron a Coffaro y Meneses estar en el top ten, pero completar un tercer Dakar si está en el horizonte. «Para volver a una siguiente edición debemos tener tecnología de punta. Y lo haremos. Porque regresar al Dakar siempre valdrá la pena», concluyó Coffaro.

Prensa Azimut