EN VIVO DEPORTES



EFE

Simeone: Quiero que Diego Costa se quede, confío a muerte en él

01/04/2019 | 01:21 pm


Madrid.- Diego Simeone, entrenador del Atlético de Madrid, expresó este lunes su confianza «a muerte» en Diego Costa y su deseo de que siga la próxima temporada en el equipo rojiblanco, e insistió en el partido a partido, sin mirar aún al duelo del sábado contra el Barcelona, sólo centrado en el choque contra el Girona.

«Deseo, quiero y me gustaría que se quede Diego Costa. Siempre que ha estado con nosotros nos ha permitido cosas importantes. No es casualidad que su regreso nos hizo ganar la Liga Europa, quedar segundo en la Liga y ganamos la Supercopa de Europa. Su presencia, más la ayuda de todos sus compañeros, nos jerarquiza», destacó.

«Está claro que los números, en cuanto a las presencias no han sido en consecuencia de la ilusión que nos genera Diego, pero confío absolutamente en que, si este año termina y puede hacer una pretemporada equilibrada y trabajando de la mejor manera, nos va a seguir dando muchas cosas. Yo quiero que Diego se quede. Confío a muerte en él y deseo que siga el año que viene», insistió Simeone.

«En el partido del Girona (este martes) no va a estar Diego», confirmó también el técnico, por las molestias musculares que el jugador sintió en el partido del pasado sábado contra el Alavés. Fue reemplazado en el descanso. El parte médico de este lunes sólo dice que la resonancia magnética ha descartado que sufre una rotura.

Su ausencia impide a Simeone repetir la apuesta por el frente ofensivo Antoine Griezmann-Diego Costa-Álvaro Morata que ha empleado en los dos últimos encuentros desde el once titular. «La posibilidad de verlos juntos el otro día fue positiva, con pasajes a mejorar. Es una opción que necesita trabajo y la mejor versión de cada uno de ellos, porque necesitamos compensar siempre los equilibrios», dijo.

El siguiente desafío es el Girona. El Atlético nunca le ha ganado en sus cinco enfrentamientos, todos con el mismo desenlace: el empate. El último de ellos, un 3-3 en el estadio Wanda Metropolitano, supuso la eliminación del equipo madrileño en los octavos de final de la Copa del Rey.

EFE