EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Foto archivo

ONU denuncia violaciones de derechos en Kunduz, Afganistán

El informe enumera 289 muertes y 559 lesiones de civiles registradas en la ciudad de Kunduz y los distritos circundantes entre el 28 de septiembre y el 13 de octubre

12/12/2015 | 10:36 am


KABUL.- La Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán publicó un informe el sábado documentando violaciones contra los derechos humanos en la ciudad norteña de Kunduz durante los tres días en los que fue atacada por los talibanes y la posterior contraofensiva del gobierno para recuperar la ciudad, que se prolongó dos semanas.

El informe enumera 289 muertes y 559 lesiones de civiles registradas en la ciudad de Kunduz y los distritos circundantes entre el 28 de septiembre y el 13 de octubre.

«La inmensa mayoría de las bajas documentadas hasta ahora fueron el resultado de combates por tierra que no pudieron atribuirse sólo a un bando», señaló el informe.

El 3 de octubre, durante la contraofensiva para retomar Kunduz, al menos 30 personas murieron y 37 sufrieron heridas en un ataque accidental de la coalición militar internacional contra un hospital gestionado por el grupo sin ánimo de lucro Médicos Sin Fronteras.

También el sábado, Médicos Sin Fronteras anunció que la cifra de víctimas en el hospital de Kunduz había subido a 42 muertos tras una «metódica revisión de los registros de MSF y denuncias de las familias, así como testimonios de pacientes, personal y familiares».

La organización sanitaria añadió que entre los 42 muertos había 14 empleados de MSF cuyas muertes se habían confirmado, así como 24 pacientes y cuatro personas que prestaban cuidados a los enfermos, parientes que ofrecían atención a los pacientes del hospital.

«La batalla posterior al ataque talibán contra la ciudad llevó a una pérdida de protección de los derechos humanos más elementales, incluidos el derecho a la vida y la seguridad de la persona. El deterioro de la seguridad, el colapso del estado de derecho y la ausencia de gobernanza permitieron un entorno en el que los civiles fueron objeto de asesinatos arbitrarios, agresiones, otras formas de violencia como la violencia de género, amenazas y delincuencia generalizada».

Kunduz, capital de la provincia del mismo nombre, estuvo tres días tomada por talibanes antes de que se lanzara la contraofensiva del gobierno. A las tropas afganas les llevó más de dos semanas recuperar el control de la ciudad, ya que pequeños grupos combatientes talibanes ofrecieron una dura resistencia en algunos barrios.

Más tarde, una investigación afgana concluyó que los principales motivos por los que la ciudad cayó ante los talibanes eran un liderazgo débil, el mal empleo de los recursos y la falta de coordinación.

Además, la misión de Naciones Unidas recibió varios informes de casos concretos de asesinatos dirigidos y deliberados durante el ataque y la consiguiente ocupación de la ciudad.

AP