EN VIVO DEPORTES



Disparo de Hakim Ziyech hacia la portería para marcar el gol. Foto: cortesía

La zurda de Ziyech vale oro para el Chelsea

23/01/2022 | 07:17 pm


Londres.- El marroquí recibió en la frontal, frenó, se perfiló y creó una curva perfecta a la escuadra con la que abrió el marcador. Hakim Ziyech ni lo celebró. Se giró al banquillo y pensó: «No ha estado mal». Uno de los grandes goles de la temporada para abrir la victoria 2-0 del Chelsea contra el Tottenham Hotspur que le dio vida a los ‘Blues’.

Los de Thomas Tuchel se guardan una última bala en la pelea por el título, aunque lo tienen prácticamente imposible con 10 puntos de distancia frente al Manchester City, gracias a un triunfo sólido sobre un Tottenham que amenazaba con atacar los puestos de Champions League.

Pero un golazo de Ziyech, que ya tiene cara de titular en este equipo, y un cabezazo de Thiago Silva, sentenció a los ‘Spurs’ que salieron a buscar la contra y no encontraron premio.

Antonio Conte sacrificó la defensa de cinco para presionar con dos laterales reconvertidos a extremos como Ryan Sessegnon y Matt Doherty, pero el Chelsea no cayó en la trampa. Es más, el irlandés rozó la expulsión en los primeros minutos tras un pisotón que revisó el VAR y que no entendió como roja.

Al campeón de Europa le costó, eso sí, necesitó una primera parte de centros inertes para dar con la tecla. Hasta veinte despejes contabilizó la defensa ‘Spurs’ en la primera mitad, muchos de ellos en centros que buscan a un desacertado Romelu Lukaku, que no marca en Premier League desde hace casi un mes.

La defensa del Tottenham funcionaba, pero ante la obra maestra de Ziyech no hay antídoto posible. Con el público aún volviendo a sentarse tras el descanso, el marroquí recogió la pelota en la frontal y construyó una curva exquisita que fue directo a la escuadra. Lloris solo pudo seguir su trayectoria con la mirada. Golazo que Ziyech, como ante el Brighton entre semana que tampoco lo celebró.

El gol dejó a los de Conte noqueados y el africano casi lo aprovecha instantes después del gol con una volea que obligó a estirarse al portero galo. El público, cada vez que el marroquí recibía la pelota, le insistía en que chutase. Pero fue en una falta lateral cuando llegó el segundo. La puso cerradita Mason Mount y la cabeceó a la red Thiago Silva.

Sonrió Stamford Bridge, recordándole al Tottenham que ellos son los campeones de Europa y disfrutaron de un triunfo que les deja a diez puntos del City, con un partido menos. Aventajan en nueve al Manchester United, que tiene dos encuentros menos, en la cuarta plaza.

Por su parte, el Tottenham perdió el tren de la Champions y es séptimo con 36 unidades.

EFE