EN VIVO NOTICIAS



Kamasi Washington, cortesia

Kamasi Washington y su banda conquistan al público madrileño en La Riviera

14/05/2018 | 07:05 am


MADRID.- El saxofonista californiano Kamasi Washington ha demostrado a los aproximadamente 800 asistentes que ocupaban la sala La Riviera que se encuentra a la cabeza de una nueva generación del jazz, con un show lleno de fuerza en el que ha interpretado dos canciones de su último trabajo “Heaven and Earth”.

Una gran cantidad de aplausos por parte de un público entusiasta de mediana edad ha recibido a Washington y a su banda, en el primer concierto que estos ofrecen en la capital española y que mañana tendrá su réplica en Barcelona, en la sala Razzmatazz.

Precedido por siete músicos, el saxofonista estadounidense ha aparecido vestido con una de sus túnicas tradicionales de inspiración africana, un gorro tipo rastafari que ocultaba todo su cabello y una tímida sonrisa, que ha mantenido durante todo el concierto, que ha durado más de dos horas.

“Vamos a tocar algo de música y pasarlo bien” ha comenzado diciendo Whasington, que ha abierto el show con el tema “The Magnificent 7”, perteneciente al triple álbum “The Epic”, que el artista lanzó en 2015 y que supuso un punto de inflexión en su carrera, con tres horas de ritmos salvajes en la que el artista fusiona jazz con funk, soul, hip-hop y ecos africanos.

Los directos de Kamasi Washington han sido clasificados por la crítica como “una locomotora desbocada” de “escala cósmica” y no es para menos, ya que algunas de los temas se han extendido durante más de veinte minutos, con un ritmo a ratos vertiginoso, a ratos reposado, que no ha dejado indiferente al público, que en algunos momentos se ha llevado las manos a la cabeza.

“Estoy encantado de estar rodeado de estos músicos tan brillantes, son verdaderos genios”, ha manifestado Washington, que se encontraba rodeado de los percusionistas Tony Austin y Robert Miller, instalados en dos plataformas, además del bajista Miles Mosley, el teclado de Brandon Coleman, el trombóm de Ryan Porter y la vocalista Patrice Quinn.

Todos ellos han aportado un toque de originalidad a un show repleto de solos, que los músicos han ejecutado con gran maestría y libertad, aunque respetando la composición original y en el que Ryan Porter ha brillado especialmente con el tema preferido de Washington, “Black Man”, que Quinn ha cantado mientras movía sus brazos hacia el techo, en una especie de danza celestial.

EFE

¿Cree usted que mejorará la relación de Venezuela con el nuevo gobierno de Colombia?

Loading ... Loading ...