EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Filipinas presenta otra protesta diplomática ante China por disputa marítima

31/07/2019 | 07:12 am


MANILA- Filipinas presentó hoy una nueva protesta diplomática ante las autoridades chinas por dos incidentes ocurridos recientemente en las aguas disputadas del Mar de China Meridional, informó el asesor presidencial de seguridad nacional, Hermogenes Esperon.

Las protestas responden al paso sin autorización de buques de guerra chinos por el estrecho de Sibutu, al sur de Filipinas, y a la presencia de 113 naves chinas detectada la última semana en las aguas de la isla Pagasa (conocida internacionalmente como Thitu), la más grande controlada por Filipinas del disputado archipiélago Spratly.

Esperon señaló en una rueda de prensa que había enviado una nota verbal al secretario de Exteriores, Teodoro Locsin, en la que recomendaba que presentara una queja ante el embajador chino en Manila por esos dos incidentes.

«Protesta diplomática disparada», confirmó poco después Locsin en su cuenta de Twitter.

Sobre el asunto del estrecho de Sibutu, Esperon señaló que «todos los buques militares que pasan por nuestro territorio solicitan autorización diplomática», pero que en los registros «no hay constancia de que China la solicitara».

El secretario de Defensa, Delfin Lorenzana -que ha acusado a China de acosar a sus vecinos en las aguas disputadas-, informó por primera vez la semana pasada de que buques de guerra chinos cruzaban sin permiso el estrecho de Sibutu, algo que habría ocurrido cuatro veces desde febrero.

«Ellos alegan que se trata de un paso inocente por una ruta marítima habitual. En cierto sentido, es correcto. Pero en nuestras costumbres y acuerdos con otros países, siempre abogamos por pedir autorización diplomática«, aclaró Esperon.

Sobre los barcos chinos en torno a Pagasa, Esperon señaló que la última vez que detectaron esa «presencia abrumadora» en la zona fue el pasado 23 de julio, pero que hoy, debido al mal tiempo, solo quedan un buque de la guardia costera china y tres botes pesqueros.

Esperon informó de que, para proteger su territorio y sus aguas soberanas, Filipinas ha instalado cinco faros en la zona, cinco más se construirán en los próximos meses y va a adquirir un vehículo de alto vuelo no tripulado para tomar imágenes satelitales.

El pasado abril, Filipinas ya presentó una protesta diplomática por la presencia de unos 200 buques chinos alrededor de la isla Pagasa -algunos informes extraoficiales apuntaban a más de 500-, lo que hizo que China retirara más de un centenar.

Según la Marina filipina, para finales de mayo solo quedaban 18 barcos chinos, pero a lo largo de julio se incrementó la presencia de esos buques, que funcionan como «una milicia paramilitar que cumple funciones coercitivas y de vigilancia», según el Pentágono.

La Corte Permanente de Arbitraje (CAP) de La Haya atribuyó en 2016 a Filipinas la titularidad de varios territorios del Mar de China Meridional, el atolón Scarborough y parte del archipiélago Spratly, donde China ha construido bases militares en islas artificiales levantadas sobre atolones y arrecifes para apropiárselas de facto.

China, que apela a derechos históricos sobre la zona, nunca reconoció el fallo de la CAP y continúa con sus actividades militares y pesqueras dentro de la zona exclusiva económica de Filipinas, es decir en las 200 millas náuticas desde su costa.

EFE

Radio Escuela

Videoteca

Playlist Mega

Zona Éxitos