EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Perú

Pedro Castillo asumió este miércoles la presidencia de Perú para el período 2021-2026 tras jurar el cargo ante el Congreso de la República y recibir la simbólica banda presidencial.

Castillo, ataviado con su tradicional sobrero chotano de paja y ala ancha y un terno con motivos indígenas, recibió los símbolos del poder del Estado de manos de la presidenta del Parlamento, María del Carmen Alva.

«Juro por Dios, por mi familia, por mis hermanas y hermanos peruanos, campesinos, pueblos originarios, ronderos, pescadores, docentes, profesionales, niños, jóvenes y mujeres, que ejerceré el cargo de presidente de la República por el periodo 2021-2016. Juro por los pueblos del Perú, por un país sin corrupción y por una nueva Constitución», afirmó el maestro rural.

En la sobria ceremonia estuvieron presentes todos los representantes de los poderes del Estado y el Congreso en pleno, así como familiares cercanos del mandatario.

También asistieron invitados como el rey de España, Felipe VI,  y los presidentes de Argentina, Alberto Fernández; Bolivia, Luis Arce; Chile, Sebastián Piñera; Colombia, Iván Duque, y Ecuador, Guillermo Lasso.

Castillo asume la presidencia en un momento crítico para el Perú, asolado por la crisis sanitaria y económica desatada por la pandemia de covid-19 y en medio de una enorme polarización e inestabilidad política.

Perú, que esta jornada conmemora también los 200 años de su independencia, tiene en Castillo por vez primera un jefe de Estado procedente del campo andino, ajeno a sus élites políticas y centros de poder, muy inquietas ante su irrupción.

Se espera que en las próximas horas el flamante presidente, cuyo hermetismo en estas últimas semanas ha sido absoluto, anuncie su gabinete y confirme cuales serán las primeras líneas de acción de su mandato.

Sin estatizaciones

Castillo, descartó en su primer discurso a la Nación que vaya a ejecutar la estatización de alguna actividad productiva y, en su lugar, anunció la defensa del concepto de «rentabilidad social» en las inversiones privadas y la creación del Ministerio de Ciencia y Tecnología.

«No pretendemos, ni remotamente, estatizar ninguna economía, ni hacer una política de control de cambios», dijo Castillo en su mensaje ante el pleno del Congreso, tras jurar al cargo, para salir al paso de las críticas a sus propuestas de campaña.

Recordó que durante la reciente campaña electoral «se ha tratado de asustar a la población con el cuento» de que quería «expropiar los ahorros, las casas, los automóviles, las fábricas», lo cual, aseguró, «es totalmente falso».

«No haremos nada de eso, queremos que la economía mantenga un orden y predictibilidad, que es la base de las decisiones de inversión», agregó.

El jefe de Estado declaró que es posible realizar los cambios que espera la población «con responsabilidad, respetando la propiedad privada y poniendo adelante los intereses de la nación».

«Lo que nosotros propugnamos es que se acaben los abusos de los monopolios, de los consorcios que corrompen y cobran sumas artificialmente elevadas por los bienes y servicios básicos, como el gas doméstico y las medicinas», indicó.

Museo Nacional

Castillo anunció que no gobernará desde el Palacio de Gobierno de Lima, edificio que cederá al nuevo Ministerio de las Culturas para que sea un museo sobre la historia nacional.

«Yo no gobernaré desde la ‘Casa de Pizarro'», dijo Castillo en referencia a la sede de la Presidencia de Perú, un palacio erigido en 1938 en el mismo lugar donde el conquistador Francisco Pizarro fijó su residencia al fundar Lima como la capital del virreinato del Perú.

«Creo que tenemos que romper con los símbolos coloniales para acabar con las ataduras de la dominación que se han mantenido vigentes por tantos años», añadió.

Castillo, el primer presidente de la historia de Perú de origen de campesino, anunció su intención de que el Palacio de Gobierno se convierta en un museo que cuenta la historia del país desde sus orígenes.

EFE

Noticias relacionadas

Especiales

Regreso a clases

CARACAS.-Un poco más de dos kilómetros separan La California del sector Alto Lebrún en Campo Rico, al este de Caracas. Se llega en Jeep, carro particular, en moto o a pie, en un recorrido a través de calles angostas donde se pueden ver las casas de tantas generaciones que se han formado en el colegio […]