EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Foto referencial

Denuncian ante la CIDH que en Honduras hay grave crisis de derechos humanos

31/07/2018 | 09:04 pm


TEGUCIGALPA.- Diversas organizaciones de sociedad civil hondureñas y extranjeras denunciaron este martes ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) que en Honduras «existe una grave crisis de derechos humanos que afecta a la mayoría de la población».

La crisis afecta «en particular a los sectores históricamente excluidos como las mujeres, las niñas y niños, los pueblos indígenas, afrodescendientes, campesinos y campesinas, migrantes, personas LGBTI, y privados de libertad», indicó el Centro por la Justicia y el Derecho Internacional (Cejil) en un comunicado.

Añade que en los últimos años, el poder Ejecutivo presidido por Juan Orlando Hernández «ha promovido decisiones para aumentar la concentración de poder en su persona y así controlar instituciones clave como la Corte Suprema de Justicia, la Fiscalía General de la República, el Tribunal Supremo Electoral, entre otros».

Las 22 organizaciones que suscriben la denuncia señalaron que una de las mayores apuestas del Gobierno actual ha sido la militarización de la seguridad ciudadana, lo que ha tenido graves consecuencias en el ejercicio del derecho a la manifestación y reunión, haciéndolo prácticamente nulo.

«A la vez, se ha militarizado el sistema penitenciario, e inclusive se ha fomentado la influencia militar en las escuelas, por ejemplo, a través del programa ‘Guardianes de la Patria'», subraya la denuncia hecha llegar a la delegación de la CIDH que está de visita en Honduras para conocer sobre derechos humanos.

Señalaron además que durante la crisis surgida después de las elecciones generales del 26 de noviembre de 2017, el Gobierno desplegó una estrategia de represión que ocasionó 38 asesinatos, centenares de heridos y detenidos arbitrariamente.

También señalaron que sobre «los y las defensoras de derechos humanos, Honduras no cuenta con una política pública que les proteja integralmente, tal y como lo ordenó la Corte Interamericana de Derechos Humanos. El mecanismo actual es un avance, pero tiene debilidades que deben ser superadas».

Además, solicitaron a la CIDH establecer un mecanismo de seguimiento para el cumplimiento de las recomendaciones que fueran dadas a Honduras en el informe de país del año 2015, y las que brinde la Comisión en futuros informes.

También pidieron exhortar al Estado a cumplir con las recomendaciones que han sido dadas por la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh) en su informe sobre la crisis, así como facilitar las condiciones para que esta oficina pueda cumplir con su mandato.

Entre esas recomendaciones figuran «evitar que los militares participen en labores de seguridad ciudadana, derogar la ley de secretos oficiales, modificar la tipificación del delito de terrorismo y de asociación ilícita; despenalizar el aborto terapéutico, prevenir, juzgar y sancionar la violencia contra las mujeres así como los crímenes de odio contra personas LGBTI».

EFE