EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



papa Francisco (d) ondea una bandera panameña junto a los periodistas que viajan en avión que le traslada a Panamá.

Ciudad de Panamá se blinda y espera ansiosa llegada del papa Francisco

23/01/2019 | 02:04 pm


PANAMÁ.- Las calles de la capital panameña que serán recorridas este miércoles por el papa Francisco en su histórica visita al país amanecieron semiblindadas al tráfico, mientras que cientos de personas se apuestan desde tempranas horas para reservar espacio y poder ver de cerca al pontífice.

Francisco llegará al principal aeropuerto de la ciudad a las 16.30 hora local (21.30 GMT) y, tras ser recibido por las autoridades panameñas en una breve ceremonia, se trasladará en un vehículo cerrado hasta el inicio de la Vía España, donde se cambiará al papamóvil para recorrer 7 kilómetros saludando a la gente.

«En Panamá nos sentimos bendecidos con la visita del papa. Estoy aquí (esperando) para verle bien cerquita», dijo a Efe una panameña del occidente del país mientras guardaba su sitio tras una de las vallas desplegadas a lo largo del recorrido.

La visita del santo padre, que participará en la Jornada Mundial de la Juventud (JMJ) hasta el próximo domingo, ha generado gran ilusión no solo en Panamá, sino en todo Centroamérica, una región que por primera vez acoge una JMJ y que solo ha recibido la visita del papa Juan Pablo II, en 1983 y 1996.

El tráfico en la capital panameña, una pujante urbe de un millón de personas, era este miércoles inusualmente liviano y el perímetro del recorrido en el papamóvil quedará completamente blindado al tráfico dos horas antes de que aterrice el pontífice.

Las oficinas públicas permanecerán clausuradas desde el mediodía desde este miércoles hasta el próximo lunes, mientras que muchas empresas han dado días libres a sus empleados y otras les han permitido trabajar desde casa.

«Es una bendición haber podido venir desde Texas (Estados Unidos)», declaró a Efe una joven estadounidense.

Se trata de la tercera JMJ del papa Francisco, de 82 años, y de su séptimo viaje a Latinoamérica, donde ya ha visitado Brasil (2013); Bolivia, Ecuador y Paraguay (2015); Cuba y Estados Unidos (2015), México (2016), Colombia (2017) y Chile y Perú (2018).

La agenda del papa en Panamá, un país mayoritariamente católico, incluye misas masivas y reuniones con el Gobierno y el obispado centroamericano, además de visitas a un penal para jóvenes y un hogar para enfermos de sida.

El Gobierno de Panamá estima que la JMJ, en la que se prevé que participarán más de 100.000 peregrinos de 155 países, generará 250 millones de dólares en ingresos y, aunque no ha informado oficialmente sobre los costos, distintos medios locales apuntan a que el evento demandará al menos 47 millones de dólares.

EFE/SPLL