EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Lady Charlotte Wellesley, hija del duque de Wellington, y el empresario colombiano Alejandro Santo Domingo, salen de la Iglesia de la Encarnación de Íllora (Granada)

Charlotte Wellesley y Santo Domingo se dan el «sí» bajo la lluvia en España

28/05/2016 | 10:23 pm


GRANADA.-El magnate colombiano Alejandro Santo Domingo y Charlotte Wellesley, hija del duque de Wellington, se dieron hoy el «sí, quiero» en Íllora (sur de España), donde los vecinos de esa localidad andaluza recibieron con aplausos y ganas de fiesta a los invitados, en una tarde lluviosa.

La Cuesta Hospital, el empinado caminito que conduce a la iglesia de la Encarnación que acogió la ceremonia, fue literalmente tomada por vecinos de la comarca y algunos, desde primera hora de la mañana, se acomodaron en las aceras para sentirse como unos invitados más.

La novia, que llegó pasadas las 18.00 hora local (16.00 GMT), con un vestido blanco de corte limpio, manga larga, escote de mangas caídas y un velo que no cesaba de jugar con el viento, entró al templo del brazo de su padre, el duque de Wellington.

Con tiempo londinense y moda española, el enlace entre el magnate colombiano afincado en Nueva York y lady Charlotte convocó a curiosos empeñados en ponerle arte al peculiar paseo por la «alfombra roja» de un pueblo engalanado con banderas españolas, colombianas e inglesas.

Desde las 16.00 hora local (14.00 GMT) y a pesar de un tiempo poco primaveral, los vecinos vitorearon a cada miembro del operativo de seguridad especial de un centenar de personas dispuesto para la boda, tocaron las palmas por bulerías y promocionaron a gritos su pueblo cada vez que una cámara de televisión se movía.

El desfile de invitados, alrededor de 300, lo inició el obispo anglicano de Londres Richard Chartres, encargado de oficiar la ceremonia junto al arzobispo de Granada, Francisco Javier Martínez, en un enlace en inglés y castellano.

En cerca de una decena de minibuses, coches oficiales de alta gama y taxis con conductores pertrechados con corbata, los invitados desfilaron con más o menos atención del público en función del número de paraguas abiertos y el viento del momento.

El más aplaudido fue el Rey Juan Carlos, que bajó del coche en la puerta de la iglesia de la Encarnación, vestido con traje azul oscuro y corbata turquesa y que, bastón en mano y bajo la lluvia, se detuvo a saludar a los vecinos.

También en coche llegaron Camilla Parker Bowles, duquesa de Cornualles, que se sumó a la moda de inspiración flamenca al lucir un vestido de volantes desde la cintura.

Entre los invitados más vitoreados, Andrea Casiraghi, hijo de Carolina de Mónaco, y su mujer Tatiana Santo Domingo, sobrina del novio, además del cantante James Blunt o la modelo Eva Herzigova.

EFE

Radio Escuela

Videoteca

Playlist Mega

Zona Éxitos