EN VIVO UNIÓN RADIO 90.3



Ataques en museos

Alemania estudia endurecer medidas contra ataques de activistas a museos

13/11/2022 | 06:33 am


BERLÍN.- El gobierno alemán estudia un endurecimiento de las sanciones contra los ataques y actos de protesta en museos, en respuesta a la serie de acciones de activistas contra el cambio climático en distintos países europeos, incluida Alemania.

El Ministerio de Justicia está «analizando» cómo responder a esos ataques y, en caso de comprobarse que las sanciones actualmente previstas «no son suficientes», se actuará en consecuencia, advirtió su titular, el liberal Marco Buschmann, en declaraciones al dominical del popular diario «Bild».

En una sociedad abierta «debe ser posible expresar cualquier crítica», prosigue el ministro de Justicia. Pero «quien ataca y pone en peligro nuestros tesoros culturales traspasa una línea roja», advierte a continuación Buschmann.

El ministro del tripartito entre socialdemócratas, verdes y liberales del canciller Olaf Scholz alude así a los reiterados ataques registrados en las semanas pasadas en museos europeos.

La serie arrancó el pasado 14 de octubre al arrojar dos activistas climáticos sopa de tomate sobre «Los girasoles» de Vicent van Goght, en la National Gallery de Londres.

Les siguieron acciones similares contra «Les meules», de Claude Monet, en el Museo Barberini de Potsdam, ciudad vecina a Berlín, mientras que dos activistas se pegaron a los marcos de «Las majas» -vestida y desnuda- de Francisco de Goya en el Prado de Madrid.

En ninguno de estos casos han resultado dañadas las obras de arte, que estaban protegidas tras un cristal, aunque sí los marcos.

El Barberini de Potsdam quedó cerrado a continuación durante una semana para revisar sus sistemas de seguridad, mientras que los grandes museos públicos de Berlín analizan asimismo en paralelo qué medidas adoptar.

Junto a estas acciones en museos, movimientos contra el cambio climático como Letzte Generation (Última Generación) o científicos procedentes de distintas partes del mundo han llevado a cabo en estas semanas sucesivas acciones de protesta en concesionarios de automóviles y bloqueos de calles y autopistas.

La ministra del Interior, la socialdemócrata Nancy Faeser, advirtió ya que se actuará con contundencia «en caso de que con esas acciones de ponga en peligro la vida de las personas», tras la controversia generada por la muerte de una mujer en bicicleta, tras ser arrollada por un camión en Berlín.

Aparentemente la ambulancia se demoró en llegar al punto del accidente a consecuencia de uno de estos bloqueos. Diversos testimonios -incluidos del personal sanitario- descartaron que el bloqueo hubiera influido en el fatal desenlace en ese caso, lo que no quita, según la ministra, que esas acciones supongan un peligro adicional en el tráfico urbano.

EFE