martes, abril 16, 2024
- Publicidad -

Bayern Leverkusen sumó una remontada más a su cuenta

- Advertisement -

Berlín.- Bayer Leverkusen firmó este sábado un nuevo triunfo agónico por 2-1 ante Hoffenheim, que le sirvieron para remontar en los últimos tres minutos del encuentro y conservar su invicto en la temporada.

El líder de la Bundesliga juega como si no contemplara la posibilidad de una derrota. Insiste en su estilo como si supiera que en algún momento tendrá éxito y, en parte por eso, se ha convertido en el equipo que más goles marca en los últimos minutos en el campeonato alemán.

Sigue invicto en todas las competiciones y está a un paso de conquistar el primer título de su historia en la Bundesliga.

Hoffenheim se adelantó en el minuto 33 en su primera llegada a puerta por medio de Maximilian Beier, que superó a Lukas Hradecky con un remate dentro del área tras una pared con Wout Weghorst.

Hasta ese momento, tras unos cinco minutos iniciales en los que el Hoffenheim había logrado poner la pelota en la mitad contraria aunque sin llegar a puerta, el Leverkusen había mandado en el campo y había hecho circular constantemente la pelota en busca de espacios para llegar al área que no encontraba.

La ocasión más clara para el Leverkusen antes de encajar el gol se produjo en el minuto 11, cuando Florian Wirtz atrajo al menos a cuatro defensas y tocó el balón atrás para Patrick Schick, que remató raso desde la media luna, pero Oliver Baumann paró el esférico sin mayores problemas.

También lo había intentado con un par de disparos desde lejos de Granit Xhaka (m.18) y Wirtz (m.19), ante un Hoffenheim que defendía férreamente su área.

El Leverkusen no perdió la paciencia, esperó a que se abrieran espacios y hubo una fase en la que el Hoffenheim estuvo completamente embotellado, sin encontrar salida cuando recuperaba la pelota.

Hubo que esperar hasta el minuto 25 para que el Hoffenheim volviera a jugar en la mitad contraria, en un avance que terminó en un centro inofensivo que se perdió detrás de la portería local.

Después llegó el gol de Beier, casi de la nada, y el partido entró en otra fase. Antes el descanso, el Hoffenheim tuvo dos llegadas, un remate demasiado centrado de Kramaric en un contragolpe en el minuto 41 y otro desviado de Weghorst en el 43.

El Leverkusen apretó antes del intermedio. Jonas Hoffmann tuvo tres remates desde buena posición. Xhaka casi sorprende a Baumann con una vaselina desde lejos y Robert Andrich remató de cabeza contra el exterior de la red.

El segundo tiempo fue una andanada ofensiva del Leverkusen y una batalla defensiva del Hoffenheim, que sólo esporádicamente logró tejer algún contragolpe.

Baumann evitó con buenas paradas varias veces el empate, en el minuto 54 ante Wirtz y en el 76 ante Schick, y en el 88 el larguero le negó a Borja Iglesias su primer gol con el Leverkusen.

Casi a continuación llegó la jugada del empate. Wirtz centró desde la derecha, Tah bajó el balón de cabeza y Andrich marcó con un disparo desde fuera del área.

El partido no había terminado y en el minuto 91 Schick, a centro de Tella, marcó el gol del triunfo desde corta distancia.

EFE

- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -

ÚLTIMAS NOTICIAS

- Advertisement -

NOTICIAS RELACIONADAS

- Advertisement -