sábado, mayo 25, 2024
- Publicidad -

‘Pecco’ Bagnaia rompió el récord en Lusail y manda con autoridad en los test

- Advertisement -

Madrid.- Franceso ‘Pecco’ Bagnaia, doble campeón del mundo de MotoGP, pulverizó el récord del circuito de Lusail en la segunda de las dos jornadas de entrenamientos previos al inicio del campeonato del mundo: en este mismo escenario, el próximo 10 de marzo.

Los once primeros clasificados de la segunda jornada consiguieron rodar por debajo del récord que en 2023 estableció Luca Marini, por entonces en Ducati, con la ‘pole position’ en 1:51.762.

Tal y como sucediera el primer día, fueron pocos los pilotos que se aventuraron desde los minutos iniciales a saltar a la pista, y entre los más ‘madrugadores’ estuvieron los pilotos de Gas Gas (Pedro ‘Tiburón’ Acosta y Augusto Fernández), Takaaki Nakagami (Honda RC 213 V) y Alex Rins (Yamaha YZR M 1).

Fernández y Acosta no tardaron en posicionar sus RC 16 en las dos primeras posiciones, aunque todavía con unos registros lejos de los obtenidos el primer día de entrenamientos.

Minutos más tarde salió a pista el campeón del mundo de MotoGP en 2021, Fabio Quartararo (Yamaha YZR M 1), que en su tercera vuelta ya rodó en 1:54.122, lejos del 1:52.637 que el lunes le permitió clasificarse en la novena plaza, justo por detrás de Johann Zarco (Honda RC 213 V) aunque más de una decena de pilotos todavía no se había decidido a salir a pista a rodar.

En el equipo oficial de Honda el primero en saltar a pista fue Joan Mir, aunque su moto tuvo problemas técnicos que forzaron a los responsables del circuito a mostrar bandera roja para que pudiese abandonar sin mayores consecuencias la pista.

Mir no estuvo demasiado afortunado pues una gastroenteritis le impidió rendir al máximo y ‘exprimir’ a fondo toda la sesión de entrenamientos, en la que finalizó decimonoveno, justo por delante de su nuevo compañero, Luca Marini.

Una vez reanudada la sesión, Raúl Fernández (Aprilia RS-GP), con el nuevo equipo Trackhouse, el encargado de ponerse al frente de la jornada con un registro de 1:53.869 en su quinta vuelta, por delante de Quartararo, Acosta y Augusto Fernández.

Prácticamente en el ecuador de la jornada, la situación cambió por completo, al ponerse líder otra vez el auténtico protagonista de la pretemporada y doble campeón del mundo, ‘Pecco’ Bagnaia, al rodar en 1:52.575.

El italiano rodó alrededor de medio segundo por encima de su registro del primer día, 1:52.040, seguido por Maverick Viñales (Aprilia RS-GP) y Marc Márquez (Ducati Desmosedici GP23), que tuvo un problema técnico que retrasó su salida a pista, pero lo mejor de la jornada estaba todavía por llegar.

Raúl Fernández fue el siguiente en saltar a la ‘palestra’ (1:52.483), cuando muchos pilotos comenzaban a bajar sus tiempos y los cambios en la clasificación eran una constante, si bien en las posiciones de cabeza estaban todos los favoritos de la categoría.

Entre los que mejoraron notablemente, seguramente ya con neumático blando nuevo, estuvo Marc Márquez, quien con 1:52.516 se quedó a 16 milésimas de segundo del por entonces líder, Raúl Fernández, con ‘Pecco’ Bagnaia en la tercera posición a 59 milésimas del ocho veces campeón del mundo.

Muchos pilotos habían optado ya por montar neumático blando para buscar un buen tiempo y una vez más volvió a sorprender el rendimiento de Fabio di Giannantonio, quien de estar fuera de MotoGP se acabó ‘encontrando’ con la moto de Luca Marini en la escudería VR46 que dirige Pablo Nieto para 2024.

‘Diggia’ marcó un espectacular 1:52.008 que ya era el registro más rápido en el circuito de Lusail -al final acabó octavo la jornada-, batiendo la marca del lunes de ‘Pecco’ Bagnaia, que rodó en 1:52.040, si bien por delante aún había más de dos horas de entrenamiento para la conclusión de los ‘test’ previos al inicio del mundial y podía haber nuevos cambios en la tabla de tiempos.

No tardó en producirse esa situación, de la mano de otro italiano, compañero de Di Giannantonio en el equipo VR46, Marco Bezzecchi, el primer piloto en romper la barrera del 1:52 en las jornadas de Lusail, al parar el crono en su vigésimo novena vuelta con 1:51.758, que ya era cuatro milésimas de segundo mejor que el tiempo de la ‘pole position’ del año pasado de Luca Marini (1:51.762).

A Bezzecchi no le duró demasiado la alegría, pues unas vueltas más tarde su propio compañero ‘Diggia’ lo batió con 1:51.569.

Y volvió a surgir la ‘supremacía’ del doble campeón del mundo ‘Pecco’ Bagnaia, quien pulverizó todos los registros al rodar en 1:50.952, nuevo récord absoluto -oficioso- en Lusail, mientras que por detrás se unía a la ‘fiesta’ Marc Márquez, cuarto clasificado con un tiempo de 1:51.335, a 383 milésimas de Bagnaia.

Bagnaia aguantó como el único piloto en rodar en el minuto y 50 segundos, seguido por su compañero de equipo Enea Bastianini a 120 milésimas de segundo, con 1:51.072, y los españoles Aleix Espargaró, Marc Márquez -que sufrió su primera caída con la Ducati, en la curva cuatro, sin consecuencias-, Raúl Fernández, Maverick Viñales y Jorge Martín.

No se registraron más cambios en esas siete primeras posiciones, con ‘Diggia’ octavo, por delante del surafricano Brad Binder (KTM RC 16) y de Marco Bezzecchi. Alex Márquez (Ducati Desmosedici GP23) acabó decimotercero, ‘Tiburón’ Acosta a la postre fue decimoquinto, por delante de Alex Rins y con Augusto Fernández vigésimo primero.

EFE

- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -

ÚLTIMAS NOTICIAS

- Advertisement -

NOTICIAS RELACIONADAS

- Advertisement -