EN VIVO NOTICIAS



EFE

La vieja costumbre de culpar a los demás

23/11/2017 | 06:00 am


En el deporte venezolano culpar a los factores ajenos parece ya una costumbre o quizás la salida perfecta para los federativos a la hora de rendir cuentas cuando cometen errores imperdonables. No quedan dudas que en la Venezuela de hoy dar la cara y decir las cosas como son ya es una utopía. Claro, la eterna excusa de echarle la culpa a otros es más sencilla que aceptar sus errores para gestionar y cumplir con el trabajo que les corresponde.

Igual, no hay problema, nuestro país tiene memoria corta y estos detalles que ya son una costumbre en la gerencia deportiva venezolana en todas sus ramas pasan desapercibidos en el tiempo, demostrando el éxito del discurso donde es más sencillo culpar a terceros que buscar los correctivos para estos episodios no vuelvan a suceder.

Lo acontecido en días recientes en la selección venezolana de baloncesto y la gestión de la federación (FVB) para poder adquirir los boletos aéreos y la logística para traer al país a los vinotintos en el extranjero, Gregory Vargas, Miguel Ruiz y David Cubillán,  para la ventana eliminatoria ante Colombia y Brasil, en el inicio del premundial de baloncesto rumbo a China 2019 no sorprenden, y mucho menos el escueto discurso federativo que dio las “causas” por las cuales no estarán ellos.

Y si de antemano la federación ya conocía todo lo que estaba ocurriendo y la realidad país que todos conocemos, porqué no se tomaron las previsiones necesarias  con el ministerio del deporte para hacer todas las gestiones. Para qué se hizo una convocatoria con ellos (legionarios) con antelación, si según las palabras de la FVB era imposible traerlos “por culpa de otros”

Ahora nos preguntamos. Si en verdad era humanamente imposible y terceros no permitían la compra de boletos es sencillo hacer un ejercicio. Cómo hizo hace un mes la federación venezolana de fútbol (FVF), que ante la misma situación país pudo traer hasta diecinueve (19) jugadores de diferentes continentes. Sí, diecinueve (19) jugadores,  para que la vinotinto jugara su encuentro premundialista ante Uruguay en San Cristóbal.

Y no estamos alabando a la FVF, pues simplemente hicieron su trabajo. Pero cómo queda a todas estas la FVB, que pese a tener décadas en el cargo federativo como la FVF, y contar con toda la experiencia posible en la materia no pudo resolver tan sólo tres (3) boletos aéreos y cumplir a cabalidad con su gestión.

Es hora de trabajar, de sincerarse, de no buscar culpables y de obtener soluciones. El deporte venezolano merece cosas positivas, es una de las pocas vías que le queda al ciudadano para sonreír en tiempos tan difíciles. Los atletas merecen ser tratados como tal y no dejarlos a la incertidumbre. El camino al mundial de baloncesto de China 2019 comienza con el pie izquierdo. Queda tiempo para rectificar y gestionar a la altura. El país entero quiere ver a la vinotinto de baloncesto en la justa mundialista pero para que este anhelo se cumpla hay que trabajar y no culpar a los demás.

Por Giancarlo Figliulo

¿Cree usted que se lograrán resultados positivos en el diálogo entre gobierno y oposición este viernes 15 de diciembre en República Dominicana?

Loading ... Loading ...